lunes, 17 de diciembre de 2012

Navío


Regresando a los restos del navío llamado felicidad
Percibo el murmullo de la corriente que lo conduce
Arrastrando entre sus brazos la nave de mi antigua cualidad.
La marea me seduce.

Un recuerdo flota sobre las olas
Me hundo para recuperarlo
Siento mi pesada vejez en caída vertiginosa
Horas, días, años, ha costado encontrarlo.

Desde el declive
Perdí la guía, se apagó la estrella polar
He dejado de sentir la fuerza que me impulsaba al viaje
Solo me queda  ver un astro y desear.
Regresar,
Y por un momento perderme en el pasado
Que ha perdido nitidez
Se quedo atrapado en el vendaval.

Aquellos recuerdos como tripulante de la felicidad,
Son devorados por las fauces del mar…

No hay comentarios:

Publicar un comentario